El Madrid salva una jornada de la Euroliga con derrotas del Barça y del Valencia Basket

Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
El Madrid salva una jornada de la Euroliga con derrotas del Barça y del Valencia Basket
El Chacho y Poirier fueron los mejores en el triunfo blanco.
El Chacho y Poirier fueron los mejores en el triunfo blanco.
@RMBaloncesto
En la octava jornada de la Euroliga, tan solo el Real Madrid consiguió la victoria para los equipos españoles. Los blancos se impusieron al ALBA Berlín por 90-72 con un recital de Sergio Rodríguez, que logró un doble doble. Peor suerte corrieron el Barcelona y el Valencia Basket en sus visitas al Anadolu Efes y a la Virtus Bologna, respectivamente. Los culés cayeron en Estambul por 96-86 pese al buen partido de Nico Laprovittola, mientras que la visita a Italia de los taronjas se saldó con una dolorosa derrota por 89-59 en un partido para olvidar de los de Mumbrú.

Real Madrid - ALBA Berlín (90-72)

El Real Madrid logró su tercera victoria consecutiva en la Euroliga, donde ya es cuarto en la tabla, gustándose ante un equipo alemán que solo pudo celebrar el 2-0 con el que empezó el partido, porque todo lo demás fue negativo. Sergio Rodríguez mostró su mejor versión desde su regreso a la capital de España con 13 puntos y 10 asistencias, mientras que Vincent Poirier no tuvo rival en la pintura y acabó con 19 tantos, siete rebotes y tres tapones. Chus Mateo pudo volver a contar con Williams-Goss, cuyo último partido había sido en mayo, aunque perdió a Hanga, que pareció recaer de sus problemas musculares.

Por parte germana, tan solo Gabriele Procida dio la cara, siendo el más destacado con 13 puntos en la que fue la quinta derrota seguida del ALBA tras haber comenzado la competición ganando sus tres primeros encuentros. 

Anadolu Efes Istambul - FC Barcelona (96-86)

Los azulgranas llegaban a Turquía con la moral por las nubes gracias a una gran racha de 10 victorias en sus últimos 11 encuentros, pero el Sinan Erdem Dome de Estambul fue un fortín inexpugnable para los chicos de un Jasikevicius que acabó desquiciado y expulsando del banquillo a Kalinic. Pese a la mala temporada del Efes, que es decimotercero en la Euroliga con un balance de 3-5, ante el Barcelona (quinto por debajo del Madrid) demostró por qué ganó el torneo la temporada anterior.

La pareja formada por Will Clyburn, con 24 puntos y seis rebotes, y el de siempre, Vasilije Micic, que estuvo omnipresente en la pista con unos números de 22-3-5-4 robos, fue mucho para los catalanes pese al enorme partido de Nico Laprovittola, que consiguió el máximo de su carrera anotando 28 puntos que acabaron siendo insuficientes para que los suyos se llevaran el triunfo.

Virtus Segafredo Bologna - Valencia Basket (89-59)

Sergio Scariolo y sus pupilos no tuvieron piedad de un pobre equipo valenciano que querrá olvidar cuanto antes este 17 de noviembre. Los de Mumbrú, que llegaban a Italia en un buen momento en la Euroliga con cuatro victorias en sus últimos cinco partidos, protagonizaron uno de los peores partidos en ataque de los últimos tiempos y solo anotaron el 27,7% de sus tiros de campo (con un 16,7% en triples). Ante esto es difícil hacer análisis mucho más profundos porque habría sido un milagro que no perdieran de paliza como finalmente sucedió.

Esta vez Chris Jones no pudo ejercer de salvador para los taronjas y se quedó en unos humildes 10 puntos (el único de su equipo que llegó a dobles figuras en anotación). La Virtus vivió un escenario radicamente opuesto, con un porcentaje de acierto del 56,6% y con un exmadridista como Jordan Mickey como mejor jugador con 16 puntos y seis rebotes.