El experimento le sale bien a Xavi y el Barça abusa de la debilidad del Elche (0-4)

Publicidad
Publicidad
Publicidad
Más
Publicidad
Publicidad
Publicidad

El experimento le sale bien a Xavi y el Barça abusa de la debilidad del Elche (0-4)

Ansu Fati fue el autor de uno de los goles del Barça.
Ansu Fati fue el autor de uno de los goles del Barça.@FCBarcelona_es
El equipo culé no tuvo piedad alguna del colista, al que goleó por 0-4 en su visita al Martínez Valero. Xavi hizo varias rotaciones y probó alguna innovación táctica como poner a Eric García de pivote, pero le salió bien porque los suyos tuvieron un partido muy plácido en el que Lewandowski, por partida doble, Ansu Fati y Ferran Torres fueron los goleadores y castigaron la fragilidad defensiva ilicitana.

La privilegiada situación del Barça en LaLiga, en la que solo es cuestión de tiempo y de que pasen las jornadas para que se acabe proclamando campeón, unida al crucial partido de vuelta de semifinales de Copa del Rey ante el Madrid del próximo miércoles, hizo que Xavi se pudiera permitir el lujo de hacer del Martínez Valero un laboratorio gigante en el que hacer todas las pruebas que sus 12 puntos de renta (que ya son 15 provisionalmente) sobre los blancos podían permitir.

El técnico catalán prefirió olvidar las duras críticas que hizo el padre de Ansu Fati a la entidad azulgrana recientemente y puso de titular al joven canterano en el extremo izquierdo, aunque la principal novedad en el once fue la posición de Eric García, que sustituyó a Busquets en el medio centro.

Estadísticas del partido
Estadísticas del partidoOpta by Stats Perform

El semifallo de Lewandowski encarriló el encuentro

Enfrente, y para tratar de agarrarse a cualquier atisbo de salvación que pueda quedar, el colista Elche estrenaba su cuarto entrenador de la temporada, Sebastián Beccacece, un desconocido en el fútbol europeo que hizo que los suyos, al menos en los primeros minutos, tuvieran un plus de ganas antes de que la telaraña de dominio barcelonista comenzara a tejerse

Cuando esto sucedió, la inercia ganadora de unos y negativa de otros hizo el resto. El Barcelona al principio no estaba muy fluido en ataque, con Ferran Torres poco participativo, Ansu Fati demasiado impreciso y Lewandowski doliéndose por un pisotón de Carmona en un salto.

El ariete polaco llevaba tres partidos sin marcar en liga, un mundo para él, pero un delantero centro como él no necesita demasiado para que marcar un gol de nada. En una falta botada por Jordi Alba, Araújo se la dejó con la cabeza y, con bastante más fortuna que calidad, su disparo con la derecha rebotó en su propio pie de apoyo, lo que hizo que se elevara lo justo por encima de Palacios y entrase en la portería de Badía para poner el 0-1.

Con el resultado ya en contra, los franjiverdes no tenían demasiado que perder, por lo que se soltaron la melena y el partido se volvió más divertido, aunque los ataques locales solían morir al llegar al área de Ter Stegen, que estaba teniendo otra noche plácida en su camino hacia el Zamora.

Y si las intentonas ilicitanas no creaban apenas peligro, todo lo contrario pasó a suceder en el área contraria, donde solo un milagro hizo que no acabaran en gol ni el remate a bocajarro de Lewandowski (aunque fuera con el hombro) ni el tiro de Koundé que sacó bajo palos Mascarell.  

El Barça castigó la débil defensa ilicitana

El comienzo de la segunda parte fue un fiel reflejo de las dos realidades diametralmente opuestas que atraviesan los dos equipos. Si en la primera Lewandowski tuvo una gran dosis de suerte en su gol, tras la reanudación Carmona corrió con fe aprovechando un precioso pase con el exterior de un compañero para quedarse solo delante de Ter Stegen, con la mala suerte para él de que el esfuerzo le hizo romperse justo al llegar al área, para decepción de los aficionados locales.

Y de ese posible empate que podría haber sido de seguir sano el futbolista del Elche, se pasó inmediatamente al segundo tanto culé. Ansu Fati recibió un balón en su propio campo y corrió durante 50 metros delante de un Mascarell que solo supo recular sin atreverse a entrar a su oponente que, al llegar a la frontal del área, se sacó un latigazo cruzado que batió a Badía para poner el 0-2.

Si los chicos de Beccacece habían mantenido la compostura hasta ese momento, su fortaleza mental se hizo añicos y pasaron a mostrar de golpe todas las debilidades defensivas que les han hecho ser el más claro candidato a bajar de categoría.

En el minuto 66, un error en la salida del balón de Nico Fernández hizo que Gavi le robase la cartera y dejara solo a Lewandowski, que esta vez ya no necesitó la suerte para lograr su doblete personal con el 0-3.

El Barça estaba desatado alimentándose de la fragilidad de sus rivales y, de este modo, el último que quedaba por sumarse a la fiesta, Ferran Torres, marcó el último tanto de la noche con un zurdazo colocado al palo para sentenciar definitivamente el encuentro, aunque antes del final Fidel remató de cabeza al larguero por si acaso quedaba alguna duda de que la de este sábado no era la noche del equipo franjiverde.

Jugador Flashscore del partido: Lewandowski.

Consulta aquí todos los detalles del Elche-Barcelona.