Brasileirao: Endrick vuelve a marcar y recupera las buenas sensaciones de cara a gol

Publicidad
Publicidad
Publicidad
Más
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Brasileirao: Endrick vuelve a marcar y recupera las buenas sensaciones de cara a gol
Endrick ha recuperado el protagonismo y el olfato de gol en Palmeiras.
Endrick ha recuperado el protagonismo y el olfato de gol en Palmeiras.
AFP
El jovencísimo jugador firmado por el Real Madrid, de tan sólo 16 años, ha encadenado dos partidos marcando y saca la cabeza del pozo tras una racha muy oscura en la que ha alternado suplencias con desconvocatorias y ha tenido muy pocos minutos. El mensaje de Abel Ferreira, su entrenador en Palmeiras, lo ha captado con mucha claridad y Endrick ha recuperado el protagonismo en el "Verdao", uno de los candidatos a pelear por la liga brasileña

Endrick Felipe Moreira de Sousa, el jugador de 16 años ya fichado por el Real Madrid, volvió a marcar y su gol ha resultado, de nuevo, de gran importancia para su equipo, Palmeiras. El equipo dirigido por el portugués Abel Ferreira estaba sufriendo mucho para defender el 0-1 en el Clásico ante Sao Paulo cuando decidió sacar a la cancha a Endrick, a los 69 minutos de juego, para intentar buscar alguna ocasión a la contra. No tardó ni diez minutos en arrancar con vía libre para dejar una excelente definición que liquidó el partido.

Tras una larga racha negativa, con suplencias, no convocatorias y pocos goles, Endrick ha resurgido en esta semana. Después de marcar su primer gol en Copa Libertadores, también para sentenciar el triunfo ante Barcelona de Ecuador, en esta ocasión logró silenciar el estadio de Morumbí, repleto de aficionados de Sao Paulo. 

Endrick ha pasado por momentos complicados en este primer tramo de liga aunque su promedio de goles por minutos jugados ha sido muy alto, sobre todo en los últimos partidos. En el Brasileirao ya suma tres dianas en diez partidos y ya entiende mejor lo que le pide su entrenador, Ferreira, que no ha dudado en dejarle en la grada durante varios partidos como parte del proceso de aprendizaje y maduración del jugador. 

Endrick sigue evolucionando en Palmeiras antes de llegar al Real Madrid.
AFP