Poirier, el MVP del Madrid en la sombra: "Haremos todo para acabar con cuatro títulos"

Publicidad
Publicidad
Publicidad
Más
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Poirier, el MVP del Madrid en la sombra: "Haremos todo para acabar con cuatro títulos"
Poirier, el MVP del Madrid en la sombra
Poirier, el MVP del Madrid en la sombra
acb Photo / Mariano Pozo
Vincent Poirier pudo, perfectamente, ser elegido el MVP de la Copa del Rey. Un galardón que se llevó su compañero Facu Campazzo. Lejos de molestarse por eso, el pívot francés prefiere la labor de equipo, aunque también muestra su ambición personal de seguir mejorando sus ya altas pretensiones.

17 puntos -sin fallo en el tiro-, 8 rebotes -6 ofensivos-, 3 recuperaciones, 2 tapones y 32 créditos de valoración. Si no fue designado el Mejor Jugador de la final ante el Barcelona poco le faltó. Por números lo hubiera ganado de calle. 

Pero quedó muy claro que Poirier fue clave para el Madrid para sumar el segundo título de la temporada tras la Supercopa ACB. "Físicamente, estoy muy bien. Cada partido me siento mejor. Tengo la confianza de mis compañeros y del entrenador", aseguraba con la Copa del Rey en sus manos.

Como para no tenerla. Siendo un hombre interior, no le ha hecho ascos a eso de ampliar su rango de tiro. Y ha acabado con el 100 % de acierto en los triples. "Mejor porcentaje del equipo siempre, yo lo digo cada vez. Hay compañeros que no creen en mi tiro y ahora no pueden decir nada. A veces puede servir, pero lo tengo en mi manga", ha dicho con cierta sorna. 

Pero Poirier sabe que necesita a sus compañeros. "Soy de esos jugadores que se aprovechan un poco del equipo. No soy un tío de crear su propios tiros y mi relación con los otros es más importante por esto", se sinceraba. 

La conexión, por ejemplo, con Sergio Rodríguez, es una de esas que le hace brillar más. "Siempre nos entendemos muy bien, es una fuerza de nuestro equipo porque la segunda unidad es importante que tenga automatismos. Hemos hecho el concepto con el alley-oop detrás del tío. Yo miro y él sabe y yo también... es nuestra cosa", decía mientras explicaba cómo se entienden sólo con mirarse.

Con la Supercopa y la Copa, quedan aún los dos torneos más importantes, la Liga y la Euroliga. "Se puede ganar todos los títulos. Es una temporada larga, con muchos partidos, muchas cosas que puedan pasar. No es que ganemos mañana porque lo hayamos hecho hoy. A ver si en los malos momentos seguimos peleando juntos y conseguimos victorias. Pero haremos todo para acabar con cuatro títulos".