Nápoles y Unión Berlín se anulan (1-1) y dejan expedito el camino de la Champions al Real Madrid

Publicidad
Publicidad
Publicidad
Más
Publicidad
Publicidad
Publicidad
El Unión Berlín corta su racha de derrotas con un empate en Nápoles (1-1)
El Unión Berlín cortó su racha de derrotas con un empate en Nápoles
El Unión Berlín cortó su racha de derrotas con un empate en Nápoles
AFP
En el grupo del Real Madrid en la Liga de Campeones, el Nápoles no pudo pasar del empate 1-1 en casa ante el Unión Berlín, que venía de encadenar doce derrotas consecutivas y que cortó así su caída libre, este miércoles en la 4ª jornada del grupo C de la Liga de Campeones.

Con 7 puntos, el campeón de Italia es segundo y puede ver escaparse casi definitivamente al Real Madrid (1º, 9 puntos), que recibe este miércoles en el Santiago Bernabéu al Sporting de Braga (3º, 3 puntos). El Unión Berlín cierra la clasificación del grupo con su primer punto, después de tres derrotas.

Matteo Politano (minuto 39) puso con ventaja al Nápoles pero en la segunda mitad igualó para los berlineses el marfileño Datro Fofana (52).

Antes del tanto de Politano, el Nápoles había estado a punto de adelantarse con un remate de cabeza del defensa brasileño Natan (24), que envió al lateral del arco alemán, y con un tanto de Andre Zambo Anguissa (30) que fue anulado por el VAR.

Superior sin eficacia

El Nápoles fue superior en el partido y llevó más peligro, aunque le falló la efectividad, lo que le hizo echar de nuevo de menos a su goleador nigeriano Victor Osimhen, de baja por lesión.

En la recta final, Fofana y el surinamés Sheraldo Becker hicieron incluso sufrir a los italianos con su velocidad, aunque el Nápoles pudo evitar la derrota.

Más allá de lo ocurrido en el césped del estadio Diego Maradona, las miradas se dirigían también a la grada, donde los 2.500 aficionados del Unión Berlín presentes se hicieron notar especialmente con ruidosos petardos.

En la noche del martes al miércoles, unos 300 hinchas alemanes habían provocado daños a coches y al mobiliario urbano antes de enfrentarse a agentes del orden "con adoquines, barras de metal y madera y artefactos pirotécnicos", según explicó la policía napolitana.