David Ferrer: "Alcaraz está en un año de transición"

Publicidad
Publicidad
Publicidad
Más
Publicidad
Publicidad
Publicidad
David Ferrer: "Alcaraz está en un año de transición"
David Ferrer, con Davidovich en un entrenamiento de la Copa Davis
David Ferrer, con Davidovich en un entrenamiento de la Copa Davis
RFET
Carlos Alcaraz, que no gana un título desde hace siete meses, está en "un año de transición", en el que se enfrenta a mayores presiones para mantener el nivel que lo ha llevado a lo más alto del tenis, dijo este viernes David Ferrer, capitán de la selección española de Copa Davis.

"Está el dos del mundo (en el ranking ATP), tampoco se puede exigir a un jugador de 20 años que gane siempre", dijo Ferrer en una rueda de prensa en Río de Janeiro.

"Carlos ha jugado el último año y medio a un grandísimo nivel, ha ganado dos Grand Slam, un Master 1000. También es cierto que es una progresión: (al principio) no juegas con tanta presión porque acabas de empezar. Ahora, Carlos está en un año de transición, un año donde es lógico que va a haber más presión porque tiene que mantener ese nivel", agregó.

Alcaraz ha tenido un comienzo de temporada complicado, al que se suma una sequía de títulos iniciada después de su victoria en Wimbledon en julio pasado. Cayó en cuartos de final del Abierto de Australia en enero, en semifinales del ATP 250 de Buenos Aires el sábado y se retiró en primera ronda del ATP 500 de Río el martes por un esguince en el tobillo derecho, que lo tendrá de baja "algunos días", según dijo.

El andar irregular tiene lugar en momentos en que el italiano Jannik Sinner, campeón en Australia, se acerca al segundo puesto del escalafón mundial.

"No se puede ganar todo, no recuerdo tampoco a Rafa (Nadal), a Roger (Federer) o (Novak) Djokovic ganar todo con esa edad. También tenían momentos más críticos, y es una evolución, una madurez. Son jugadores diferentes y Carlos hará historia. No sé a qué nivel, pero en España será el segundo mejor de la historia en nuestro deporte", afirmó Ferrer.

"Él es inteligente, es consciente y evoluciona, por eso digo que es un jugador especial, de la talla de Rafa, Roger o Novak", apuntó el ahora entrenador, de 41 años.

El extenista participa en la celebración de la décima edición del torneo ATP 500 de Rio, una competición que ganó en 2015.