Open de Australia | Zheng busca la campanada contra Sabalenka en la final

Publicidad
Publicidad
Publicidad
Más
Publicidad
Publicidad
Publicidad

La experiencia de Sabalenka choca con la eclosión de Zheng por el Open de Australia

Sabalenka quiere volver a triunfar en Australia.
Sabalenka quiere volver a triunfar en Australia.AFP
Espectacular en su camino hacia el duelo de este sábado (desde las 09h30 CET), la número dos mundial está a un paso de renovar su título en Melbourne.

Aryna Sabalenka, que va a sumar tres finales de Grand Slam en un año -una ganada en Melbourne y otra perdida en Nueva York- parte como gran favorita, confirmada su madurez tenística a los 25 años.

La bielorrusa llega al gran día desplegando una potencia que le ha servido para no dejarse ni un set por el camino.

Antes de su semifinal relativamente equilibrada contra Coco Gauff, a la que batió en algo menos de una hora y tres cuartos en lo que fue la revancha de la final del US Open 2023, solo perdió dieciséis juegos y su partido más largo duró 71 minutos.

Sabalenka aspira a todo en el 2024.
Sabalenka aspira a todo en el 2024.AFP

¿El más corto? 52 minutos, un doble 6-0 a la 33ª jugadora mundial, la ucraniana Lesia Tsurenko, en la tercera ronda.

En el otro lado de la red, Qinwen Zheng se estrena en una final mayor a los 21 años.

"Es una de las que golpea más fuerte del circuito, tiene un gran servicio, una gran derecha y un gran revés", dijo Zheng.

¿Como Azarenka?

En caso de triunfo, la bielorrusa se convertiría en la primera tenista que repite en Melbourne desde que lo lograra su compatriota Victoria Azarenka en 2012 y 2013.

La otra opción es que, precisamente diez años después de que Li Na conquistara el Abierto de Australia, Qinwen se convierta en la segunda china que gana un Grand Slam.

"Emocionalmente estaré preparada. No voy a perder la cabeza. Cuando juegas tu primera final, a veces te atrapan las emociones y te precipitas. Cuando juegas la tercera, todo va bien", señaló Sabalenka.

Azarenka, referente nacional.
Azarenka, referente nacional.AFP

Aryna no tiene dudas sobre su plan de juego. "Dominar, como siempre, es muy sencillo", explicó su técnico, Anton Dubrov.

Para la asiática, que vive su "sueño de niña", el escalón es muy alto: disputa la final sin haber batido a una jugadora del top 50, algo que no ocurría desde hace cuatro décadas.

En seis rondas, su adversaria mejor clasificada fue la 54ª jugadora mundial, la británica Katie Boulter, en la segunda.

"Para los niños chinos de mi generación, Na es muy importante porque es la primera que ganó Grand Slams. Fue increíble para una mujer asiática en aquella época, nos dio mucha esperanza", dijo.

Top 10 el lunes

En la pasada década, Li Na fue la primera jugadora de su continente, también contando los hombres, en imponerse en Grand Slam, logrando Roland Garros en 2011 y el Abierto de Australia en 2014, integrando también el top 10.

Fue durante el presente torneo cuando Zheng y Li hablaron por primera vez. La exjugadora de 41 años apareció en una entrevista a su sucesora.

"Vino a felicitarme, me puse muy contenta por encontrarla, de tener la suerte de hablar, fue muy especial", dijo Zheng.

Zheng quiere dar la sorpresa en la final.
Zheng quiere dar la sorpresa en la final.AFP

Después siguió al pie de la letra su consejo: "Me dijo 'no pienses demasiado, simplemente hazlo'".

Gane o no el sábado, ocho meses después de entrar en el top 20, tendrá la certitud de irrumpir en el top 10 el lunes, al menos en el séptimo puesto.

Podrás seguir el choque en directo a través de Flashscore.