172 celebraciones: el Mundial de Catar pasa a la historia como el más goleador

Publicidad
Publicidad
Publicidad
Más
Publicidad
Publicidad
Publicidad
172 celebraciones: el Mundial de Catar pasa a la historia como el más goleador
172 goles en Catar
172 goles en Catar
LUIS ROBAYO / AFP
La divertida final, con un empate a tres que condenó el partido hasta la tanda de penaltis, provocó que se alcanzara una cifra inédita entre todos los disputados hasta la fecha, aunque probablemente quede muy atrás respecto a la que se verá en 2026.

El Mundial de Catar ha terminado como el más goleador de todos los que se han celebrado: 172 en 64 partidos, lo cual supone una media de casi tres por partido. Kylian Mbappé y Leo Messi se han repartido 15 de ellos, ocho y siete respectivamente. El ex del Mónaco ha marcado la mitad de los tantos festejados por Francia (16), un porcentaje no muy superior al del '10' de la Albiceleste, (15 en total).

Hubo que esperar al último partido, uno de esos que se mantienen en el imaginario futbolístico por la capacidad que tuvieron los galos para igualar el choque y por el intercambio de golpes posterior, para poder convertir a la edición de 2022 en la más entretenida (si utilizamos ese apartado como criterio principal). porque el récord estaba en un tanto menos (en 1998 y en 2014).

El segundo encuentro del Mundial fue el que más goles dejó: Inglaterra se estrenó por todo lo alto con una contundente victoria frente a Irán por 6-2. Lo cierto es que, incluso, pudieron haberse dado más de ocho dianas. Más sorprendente, por el nivel de la selección perdedora, fue el 6-1 de Portugal a Suiza en octavos de final, así como el 7-0 de España, un equipo con muchas dificultades para generar ocasiones de peligro, en su estreno frente a Costa Rica. Estos fueron los tres encuentros más destacados en este aspecto.

Es probable que la cifra de 172 sea muy inferior respecto la que se verá en el campeonato de 2026 (Estados Unidos, Canadá y México) porque participarán 48 selecciones, 16 más de lo habitual. El hecho de que haya más partidos se traducirá también en más goles, de ahí que parezca muy viable que, incluso, se rompa la barrera de las 200 unidades. Eso sí, tendremos que esperar tres años y medio para descubrirlo.